12 de noviembre del 2019

Revista Time

Dos horas a puerta cerrada y una más frente a la prensa bastaron para que el Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump y el de Rusia, Vladimir Putin, causaran indignación en el país norteamericano.