A la izquierda: Enrique Olaya Herrera. Al centro: Enrique Olaya Herrera. A la derecha: Aura Gutiérrez Villa
Septiembre de 2016
Por:
Credencial Historia

PERSONAJES DEL AÑO, 1930 A 1932

1930

Enrique Olaya Herrera 

Líder en 1909 del movimiento estudiantil que, para protestar contra el Tratado Cortés Rooth por el cual se buscaba normalizar las relaciones con Panamá y Estados Unidos, provocó la renuncia del presidente Reyes; fundador de la Unión Republicana y ministro de Relaciones Exteriores en el primer año de la administración Restrepo; reorganizador del liberalismo entre 1916 y 1921, y nombrado por el Presidente Ospina como Ministro en Washington, donde concretó el pago a Colombia de 25 millones de dólares de indemnización por la pérdida de Panamá, según lo estipulado en el tratado de 6 de abril de 1914, Enrique Olaya Herrera, por un movimiento espontáneo del pueblo liberal es lanzado a principios de 1930 como candidato del liberalismo a la Presidencia, y enfrentado a los conservadores Guillermo Valencia y Alfredo Vásquez Cobo, los derrota y se convierte en el primer presidente liberal desde 1882. Sin embargo se niega a excluir a los conservadores y propone un Gobierno de Concentración Nacional, con miras a enfrentar la gravísima crisis económica desatada por el crac financiero mundial que estalló en octubre de 1929.

1931

Esteban Jaramillo 

Este abogado, historiador y economista conservador ha venido figurando como uno de los colombianos más eminentes y polémicos desde finales del siglo XIX. Ha ocupado los más altos cargos en la administración Pública, y escrito numerosos ensayos que han servido para orientar la política económica del país. Fue el coordinar de la misión Kemmerer en 1923 y puede decirse que contribuyó como ninguno al éxito de esa reforma económica sin la cual hubiera sido imposible modernizar y actualizar al país en los distintos frentes de la actividad económica. Así mismo la acción oportuna de Esteban Jaramillo, le permitió al Presidente Pedro Nel Ospina sortear la crisis suscitada en 1923 por los rumores de un colapso del Banco López, que provocaron el pánico entre los ahorradores y cuenta habientes. Posesionado el 7 de Agosto de 1930, el Presidente Olaya Herrera toma en julio de 1931 la decisión de nombrar en el Ministerio de Hacienda a Esteban Jaramillo, a quien considera como al único colombiano con la capacidad para navegar con éxito la nave de la economía nacional en la tremenda tormenta que sacude al mundo.

1932

Aura Gutiérrez Villa 

Aunque desde 1916 los carnavales de Bogotá y de Barranquilla han producido una buena cantidad de soberanas, hasta el año de gracia de 1932 no se realiza el Primer Reinado Nacional de la Belleza, quizá para mostrarle al mundo que los colombianos le ponen al mal tiempo buena cara. Así es que, por primera vez, participan en un reinado candidatas de los diferentes departamentos, y la prensa despliega en sus primeras planas todos los detalles relacionados con el evento que ha desplazado de las noticias la crisis mundial. Compiten por la corona las siguientes señoritas: Cundinamarca: Beatriz Tovar Varela; Boyacá: Isabel Serrano; Bogotá: Blanca Vásquez Pérez; Antioquia: Aura Gutiérrez Villa; Tolima: Amalia Torres Muñoz; Cauca: Jesusita Rengifo; Huila: Niní Sánchez; Santander: Soledad Aguirre Ariza; Valle: Elvira Rengifo Romero; Santander Norte: Celmira Hoyos; Atlántico: Margot Manotas; Bolívar: Hilda Heidman. Las preferencias del público se dividen entre Antioquia y Huila. La noche del 17 de mayo, el jurado nombra por unanimidad primera Señorita Colombia a la preciosa antioqueña Aura Gutiérrez Villa, quien es coronada en el Teatro Colón de Bogotá y ovacionada en las calles de la capital.